martes, 2 de diciembre de 2008

Contra el vicio de pedir, la virtud de no dar

Se dice que la crisis de ahora es el fin del capitalismo, comparable a la caída del Muro de Berlín. Y no les falta a quienes lo dicen cierta razón, en el fondo. Porque la causa de la caída de cualquier sistema de asignación de recursos es siempre la misma: la compasión, compadecerse de quienes nada ofrecen, cuando tienen tanto que ofrecer, y todo lo piden.

- Carlos J., por fin una explicación científica de la crisis


Al pedigüeño, bofetón

3 comentarios:

  1. No, si al final quemar a los mendigos va a ser la mejor forma de estimular la economía.

    p.d: ¿alguién sabe quién es y qué dice el del video?

    ResponderEliminar
  2. Hombre, al yonqui no, pero si me ponen ahora mismo a un funcionario de Hacienda cerca y no hay testigos, la hostia que le pegaría sería de Anatomía de Grey.

    ResponderEliminar
  3. Ese dice eso hoy, y mañana saca un post apoyando las campañas de caridad de la Cope (mejor que no lo haga, no vaya a ser que espante a otros), y pasado dirá lo contrario. Todo depende de a qué hora se tome la pastilla.

    ResponderEliminar